Lagrima de un Corazón

lagrima de un corazon

Una lágrima cae en lo profundo de mi corazón, sin dejar rastros ni huellas, solo una ruta que logra recorrer todo mi ser (todo mi cuerpo), cuyas heridas son encontradas por una lágrima sin destino. Así me encuentro hoy, por el desconocimiento de la vida. No logro comprender las rutas, los caminos que pasan por mis pies.

Todo esto no tiene sentido—pienso.

Mis lágrimas no dejan de cesar, siento que no puedo continuar. Cierro mis ojos sin querer pensar, para poder esquivar mi realidad.

Cierro mis ojos, abro mi hermosa y fiel biblia —que siempre está atenta a mis necesidades como mi fiel compañera, y encuentro las siguientes palabras:

Cuando el campesino va a sembrar, no se pasa todo el tiempo arando (removiendo)

Abriendo surcos (aberturas alargadas) y rastrillando el terreno.

Primero empareja la tierra,

Luego arroja las semillas de eneldo o de comino (plantas medicinal y aromática)

Siembra el trigo en hileras, y planta cebada y centeno (plantas medicinales)

En los bordes de su campo.

Por qué el eneldo no se trilla (separa)

Ni se pasa sobre el comino la rueda de una carreta;

El eneldo se sacude con un palo, y el comino, con una vara.

El trigo no se trilla sin parar; más bien, se le pasa una carreta

Y el grano se separa, pero sin molerlo.

<<Todo esto se aprende de Dios.

Todo este conocimiento proviene del Dios todopoderoso.

Dios hace planes admirables y los realiza con sabiduría>>

Isaías 28-23:29 (Lenguaje Actual)

Luego de leer esta hermosa parábola del agricultor, empecé a comprender muchas cosas sobre mi íntima y fiel lágrima, que lograba recorrer los más profundos sentimientos de mi cuerpo, de mi vida. Aunque muchas lágrimas salían de mis ojos, comprendí algo que hasta el día de hoy no sabía que existía.

Sin pensar caía siempre en un mismo pensamiento de incoherencia, de no comprender las situaciones que se me presentaba en la vida. Tratando de buscar el por qué a todo, de buscar la lógica de cada situación, de cada problema. Con la única esperanza de encontrar la respuesta que tanto buscaba, como si averiguando el por qué, podría cambiar algo en mi historia.

Luego de mirar la biblia, me encuentro con una fiel palabra (Proverbios) y en este caso no colocare lo que decía, simplemente decir que Dios se comunica con nosotros de manera misteriosa, de manera que no logramos entender, ni comprender. Pero eso es lo bonito de la vida, es lo bonito de tener a un Dios no rutinario, porque puedo decir con seguridad, que Dios hace las cosas que no se repiten, son cosas nuevas para cada uno de nosotros, y nos habla de manera que no logramos comprender.

Déjame decirte que Jesús tiene una hermosa palabra para ti, si de verdad lo buscas con tu corazón, el responderá todas tus dudas, y cumplirá tus más profundos deseos.

Pude comprender mi ignorancia de buscar siempre el por qué a la situación, dejándome llevar por las aguas de alta mar, que arrasan lo que se les crucé en su camino, sin pedir permiso.

Pero hoy en día puedo decir “Gracias Dios” por qué me has dado el entendimiento que tanto buscaba.

Porque mientras más pensamos en algo, menos lo cumplimos. No nos dejemos llevar por las circunstancias de la vida, de ella se encargará Jesús. No pensemos tanto en el futuro, porque descuidaremos nuestro presente, y no vivamos del pasado, del pasado ya se encargó Jesús.

Descubrí algo que lastimaba mi vida, una lagrima que recorría el interior de mi cuerpo, yo no la podía ver, pero si podía sentirlo. Esa lágrima recorría mis más profundos sentimientos que dentro de mi corazón se encontraban, pasando por mis heridas, y despertando cada pedacito que tenía guardado en lo profundo de mi alma.

Era la razón por lo cual vivía pendiente de mi pasado, pendiente de un mismo pensamiento que no lograba quitarse de mi vida. Esa lágrima lastimaba mi alma. Una lagrima interminable que hacía herir a mi corazón.

No dejemos que esa sola lágrima conquiste nuestro bienestar, nuestra propia vida. Jesús nos dio la autoridad para ser vencedores, de ir siempre al frente en todo tipo de circunstancias.

No dejemos que se apodere de nosotros, vivamos con Jesús, él es nuestra única esperanza, nuestro sustento y nuestro verdadero amor. Así como es la biblia conmigo, siempre fiel a mis necesidades, Jesús es mucho más, y así el hace las cosas inesperadamente, pero perfectas. Él nos ama tal cual somos y somos únicos para él. Él es amor, y en él hay siempre verdad. Confiemos y creamos él, porque nuestra vida puede cambiar al 100%.

Jesús Dice: Felices los que confían en mí sin haberme visto. Juan 20:29

Ahora mi lágrima se apodera de mi corazón, saciándose de todo amor.

Por qué en él se encuentra Jesús.

 

Autor: Alejandro Larco

Anuncios

Escrito por

Soñador, que cree en la vida, y en el crecimiento personal ♥

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s